Saltar al contenido

Los cambios en la legislación laboral afectarán a las empresas

Hemos conversado sobre como afectará a empresas y trabajadores el anuncio de reforma laboral, así como del sistema de cotizaciones a la Seguridad Social, con Tirso Gracia, socio fundador de Galibier Legal, una Boutique especializada en Derecho Laboral. Durante la entrevista, Gracia, que esta semana ha sido reconocido con el Premio Carlos III a la Excelencia Jurídica por la Sociedad Europea de Fomento Social y Cultural, nos ha aclarado cuestiones como si es preciso reformar el actual sistema laboral, si es posible aunar intereses de trabajadores y empresas, o si el anuncio incremento de las cotizaciones a la SS. SS. por parte del ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, puede afectar a empleo, a la retribución de los trabajadores o al coste al que hacen frente las compañías. También nos ha explicado cómo es posible que en nuestro país tengamos a la vez tantos parados y tantos puestos de trabajo vacantes.

Compartimos un fragmento de la entrevista:

Pregunta: ¿Cómo se entiende la derogación de la reforma laboral del Partido Popular y, al mismo tiempo, mantener los compromisos con Europa que también iban en línea de esta reforma?

Respuesta: La palabra «derogar» no es la más adecuada en este caso, porque requiere dejar sin efecto todos los cambios que hizo el PP en el año 2012 con la reforma de aquel momento, que, de hecho, se aprobó el 12 de febrero de ese año. Por lo tanto, no se reforma, porque hay diversos elementos fundamentales que no se modificarán. Sí que habrán cambios; es decir, creo que habrá una reforma substancial, impuesta básicamente por la necesidad de que nos tenemos que adaptar a las exigencias que nos marca la Unión Europea. Estas exigencias son, básicamente, intentar evitar la gran contratación temporal que tenemos en las empresas, lo que se conoce como «dualidad»: contrato indefinido o contrato temporal. Para los contratos temporales, la propuesta que ha hecho el Gobierno es intentar que haya menos. También se habla de limitarlos a un 15% de la plantilla de cada empresa, aunque parece que esto no se llevará a cabo, ya que las compañías tienen que tener la libertad de adaptar su trabajo y no parece adecuado limitarlo a un número. Sin embargo, se quedará solamente en situaciones ocasionales o imprevisibles.

¡Dale al play para escuchar la entrevista completa!

Visita cope.es